12 trucos de jardinería que no conocías

¡Hola! ¿Eres amante de la jardinería? Esto es un arte y muchas veces, aprender a hacerlo bien es cuestión de ensayo y error. Pero, hoy te traemos algunos trucos que de seguro jamás imaginaste que podías hacer.

12 Trucos De Jardinería Que No Conocías

La jardinería es un mundo donde cada día se aprende algo nuevo, como técnicas para plantar, como mantener bonitas nuestras plantas, como hacer que crezcan más rapidos y que nos ahorre trabajo.

1. Haz macetas biodegradables usando rollos de papel higiénico. Una buena opción cuando se desea sembrar cosas pequeñas como cilantro, perejil, cebollín, entre otros.

2. Para esta ocasión se utilizó conchas de limón. Después de exprimir limones, naranjas, mandarinas y pomelos, no tires las pieles, sino utilízalas para sembrar tus semillas.

3. La cáscara de huevo es un semillero estupendo, ya que es biodegradable y se puede trasplantar directamente, convirtiéndose en vitaminas para nuestras plantas.

4. Crea tu propia regadera de jardín, es muy fácil. Solo debes de tener un envase con tapa, hazle algunos agujeros y listo. Si lo deseas puedes decorarla.

5. Para plantar albahaca solo necesitas los tallos, unos vasos y agua. Debes tener en cuenta que el tallo no tenga hojas ni flores que puedan quedar sumergidas en el agua.

6. Utiliza las bandejas para las duchas para sembrar tus plantas, le darán un toque único y divertido, además te ayudarán a ahorrar espacio.

7. Utiliza sobrantes de café molido, es un excelente abono para tus plantas, además te ayuda como repelente para los bichos.

8. Para mantener tus herramientas de jardíneria en buen estado, introducelas en una maceta con arena y vierte aceite vegetal como sea necesario para humedecerla. Cuando ulas uses nuevamente, retira el exceso de tierra y clávalas allí para limpiarlas con facilidad y evitar que se oxiden.

9. Toma unas cucharas de metal y aplanalas, pintalas y úsalas para marcar lo que cultivaste en cada sitio.

10. Coloca un filtro de papel entre la maceta y la tierra. El agua podrá salir por el drenaje, pero lo hará más despacio. Así, la tierra tendrá más tiempo de absorberla.

11. Cuando las temperaturas bajan, algunas especies requieren una protección adicional. Puedes brindársela con media botella plástica.

12. Una buena opción antes de sembrar, remoja las semillas durante la noche en té de manzanilla frío. Este actuará como fungicida y ayudará a que germinen.

Gracias por visitarnos 🙂

Y si nunca comentas, solo regálanos un Hola 🙂 y sabremos que nos lees. Además si te gustó lo que viste COMPÁRTELO…