15 Trucos que te convertirán en un gurú de la limpieza rápida

Según algunas encuestas, una persona adulta emplea aproximadamente entre 7 y 19 horas por semana en limpiar su apartamento. Los datos varían dependiendo de diversos factores: la edad y el estado social de la persona, el tipo de vivienda, el número de habitaciones y los métodos y herramientas que se emplean en las labores de limpieza. Sin embargo, existen muchos consejos útiles que pueden reducir ese tiempo de forma significativa.

Genial.guru ha buscado para ti trucos sencillos y eficaces para hacer la limpieza y mantener todo en orden en casa. Algunos de ellos vale la pena probarlos, simplemente, por su originalidad. No te pierdas el bono divertido que te espera al final del artículo.

1. Calcetines para limpiar persianas

Limpiar las numerosas láminas de las persianas no resulta cómodo, especialmente cuando la bayeta “se esfuerza” en engancharse a los puentes y escurrirse entre las manos. Pero, el viejo calcetín, con tu mano dentro, hará fácil y rápida tan ardua tarea.

2. Papel aluminio para limpiar los moldes para horno

Para limpiar fácilmente los moldes de vidrio para el horno, puedes recurrir a una bola de papel aluminio con una pequeña cantidad de detergente para lavavajillas.

3. Kétchup para el brillo de los utensilios de cobre

Para que las vasijas de cobre brillen, puedes aplicar sobre su superficie un poco de kétchup y, con ayuda de una esponja, extenderlo con movimientos circulares. Después, limpia los restos con una servilleta seca y lávalas. Para zonas sucias particularmente “tercas”, puedes añadir un poco de sal.

4. “Química” casera para limpiar ventanas

Para limpiar la suciedad y el polvo que se han acumulado en las esquinas de las ventanas PVC, espolvorea la superficie con bicarbonato de sodio y vierte encima un poco de vinagre, déjalo actuar entre 5 y 10 minutos y, a continuación, utiliza un cepillo de dientes para desplazar la sustancia desde la esquina hacia el centro para luego eliminarla con una servilleta.

5. Papel de cocina y vinagre para limpiar la taza del inodoro

Quitar la suciedad adherida debajo del borde del inodoro será mucho más fácil si se pretrata su superficie. Para eso, utiliza varias capas de servilletas o papel de cocina y empápalos con vinagre. Luego, colócalos debajo del borde del inodoro dejándolo actuar durante varias horas. Después, simplemente, retíralos.

6. Pasta de dientes para unos grifos brillantes

Para que los grifos brillen, aplica una pequeña cantidad de pasta dentífrica sobre ellos y límpialos con un paño.

7. Guantes de goma para limpiar muebles tapizados

Recoger rápidamente el pelo animal de los muebles tapizados o las alfombras es posible si utilizas unos guantes de limpieza (de goma) convencionales, ya que atrae residuos y suciedad de este tipo.

8. Crema de afeitar para limpiar superficies de acero

Limpiar las superficies de acero inoxidable, como los grifos, es fácil aplicando una crema de afeitar sobre ellos y luego, simplemente secándolos. Además, puede usarse como quitamanchas para alfombras .

9. Nueces contra los arañazos en los muebles

Para disimular pequeños arañazos en los muebles de madera, deberás frotarlos con una nuez (también sirve la nuez de Brasil), ya que contiene aceites naturales. Luego, pule la superficie con un paño suave y seco. Gracias a esto, los arañazos y rasguños se harán menos visibles.

10. Alcohol para dar brillo a los electrodomésticos

Un remedio excelente para pulir y abrillantar las superficies de acero de los electrodomésticos, como microondas, calentadores de agua o tostadoras, es el alcohol. Solo unas pocas gotas te serán suficientes a la hora de limpiar este tipo de aparatos con un paño suave.

No te olvides de una organización óptima a la hora de almacenar varias cosas y objetos en casa. Esto no solo acortará el tiempo que se tarda en limpiarlos, sino también la frecuencia con que se limpia, ya que cada cosa estará en su lugar.

11. Bandejas y contenedores para un mejor orden en los cajones

Para asegurarte de que los objetos en los cajones no acaben mezclándose los unos con los otros y sean más fáciles de encontrar, puedes optar por utilizar contenedores o bandejas pequeñas. Solo debes colocarlos en el fondo del cajón y organizar así los accesorios apropiados.

12. El lado interior de la puerta para almacenar objetos

El lado interior de las puertas del armario también puede servirte para ahorrar espacio y tener las cosas más ordenadas. Basta con fijar ahí unos ganchos o estantes para poder colocar diferentes botes, frascos y cepillos. Este truco también te puede servir para las puertas de la despensa.

13. Orden “vertical”

Doblar y colocar verticalmente, por filas, las toallas y ropa que se almacenan en los cajones te ayudará encontrar lo que estás buscando más fácilmente.

14. Fundas de almohada para almacenar

Los juegos de sábanas planchados y doblados pueden ser almacenados cómodamente cada uno en su funda de almohada correspondiente.

15. Archivador de oficina como soporte

Un archivador vertical para papel de oficina se puede usar, no solo en el baño como un soporte para papel higiénico, sino también, por ejemplo, en la cocina: para almacenar latas, bandejas y moldes para hornear.

Bono

Con el fin de que la escobilla del baño pueda realmente secarse después de su uso y no se quedé “pudriéndose” en su soporte con los restos del agua escurrida, puedes fijarla durante un tiempo entre el inodoro y su asiento.