7 trucos que todos los que llevan gafas TIENEN QUE CONOCER

Más que una necesidad, más que un accesorio. Tus gafas te acompañan cada día y mantenerlas en perfecto estado puede no ser tan fácil como parece. Estos trucos te ayudarán a conservarlas como nuevas el mayor tiempo posible y a dejarlas casi como nuevas cuando ya las dabas por perdidas. No pierdas detalle:

1. El primer consejo es obvio: no las limpies con nada cuyo propósito específico no sea ese. Puede no parecer tan grave el hecho de hacerlo con la ropa, con papel higiénico o con cualquier otra cosa que tengamos a mano, pero esta es precisamente la primera causa de las rayaduras de tus lentes.

2. Una de las mejores maneras de limpiarlas, según la Asociación Americana de Optometristas, es usar un jabón líquido neutro. Con tan solo una gotita y agua tibia, que frotaremos con los dedos hasta formar un poco de espuma, será suficiente para limpiar el polvo y evitar los rayones. Por supuesto, no te olvides de enjuagarlas bien bajo el grifo.

3. Una toallita de algodón y una pizquita de pasta de dientes es todo lo que necesitas para que tus cristales se vean como el primer día. Frota en movimientos circulares durante 10 segundos en cada uno de ellos, enjuaga con agua abundante y sorpréndete con el resultado.

4. Mezcla una cucharada de bicarbonato de sodio con una de agua para formar una pasta que solo aplicaremos en las rayaduras más graves. Frota con algodón y, como siempre, enjuaga bien.

5. Aunque no debes abusar de él ya que es un producto muy potente, la cera para coches puede darle una segunda vida a tus gafas justo cuando ya estabas pensando en comprarte unas nuevas.

6. Para los desperfectos más superficiales, opta por un abrillantador de muebles en spray. Frota suavemente los cristales con movimientos circulares y verás cómo desaparecen.

7. Y si lo que quieres es eliminar los restos de grasa y suciedad incrustados, nada mejor que el vinagre blanco. En media taza de agua, disuelve 4 cucharadas de vinagre blanco, sumerge cada uno de los cristales durante 15 segundos y enjuágalos inmediatamente después. Total claridad.

Si te pareció interesante, ¡COMPARTE ESTE ARTÍCULO!