Estas son las mejores plantas purificadoras de aire según la NASA

Somos lo que comemos, pero también lo que respiramos. Por eso, tener alguna de estas plantas en nuestra hogar puede influir mucho en nuestra salud.

LA LISTA

Una investigación de 1989 llevada a cabo por la NASA descubrió que el aire, también en el interior de las casas, contiene gran cantidad de partículas muy nocivas, derivadas normalmente de desodorantes, detergentes, geles, pinturas, etc. Asimismo, se comprobó que ciertas plantas de interior tienen la increíble capacidad de neutralizar compuestos como el benceno, el formaldehído, el tricloroetileno y otros, reduciendo hasta en un 85% la contaminación del aire.

¿Quieres conocer más en detalle las plantas que todos deberíamos tener en casa? Sigue leyendo…

La palma datilera se caracteriza por filtrar especialmente bien el benceno, el tricloroetileno y el formaldehído, por lo que es ideal para poner cerca de muebles barnizados (aunque no lo creas, emanan compuestos nocivos constantemente). No menos efectivos son los helechos.

La aglaonema es una planta de interior que se desarrolla perfectamente con una baja iluminación y aire húmedo. Limpia el aire de tolueno y benceno pero su jugo y sus frutos son venenosos. La malamadre tiene un efecto parecido y es perfectamente segura para niños y mascotas.

La mayor ventaja del poto es que sobrevive perfectamente en la sombra. No es segura, sin embargo, para mascotas y niños. El ficus benjamina y la palma areca son otras dos muy buenas opciones para mantener limpio el aire de tu hogar.

Los anturios procesan de manera muy eficiente el xileno y el tolueno, convirtiéndolos en compuestos seguros para nuestro organismo. El liriope también cumple esta misión y llena el aire de vapor de agua purificado.

A la margarita africana le gusta más el sol y el calor que al resto de sus compañeras. Quizá por eso ofrece unas flores tan coloridas. La dracaena crece lenta pero muy alta y robustamente. La palmerita china es una mejor opción si no tenemos techos muy altos.

La hiedra común es quizá la mejor alternativa para habitaciones con muy baja iluminación. Además de eliminar la mayoría de sustancias nocivas, combate eficazmente alérgenos como el moho. La sansevieria se caracteriza por su extremada resistencia (no conseguirás echarla a perder aunque no seas muy talentoso/a con las plantas).

Tenemos, por último, la dracaena cenefa, la ‘Cuna de Moisés’ o ‘Vela del viento’ y los crisantemos, contándose estos últimos entre los más efectivos para purificar el aire del hogar.

Y tú, ¿ya tienes alguna de estas plantas en tu casa?

Si te pareció interesante, ¡COMPARTE ESTE ARTÍCULO!