Prepara el famoso “bizcocho tembloroso japonés”

Este bizcocho ha sacudido las redes sociales, así que probablemente ya los has visto muchas veces en tu Facebook o Instagram. Pero, ¿qué lo hace tan popular? Su fama viene del hecho de que es increíblemente esponjoso y ligero, tanto así que baila como una gelatina con solo tocarlo. ¡Hazlo en tu propia casa y disfruta de su sabor y su divertido tembleque!

INGREDIENTES

250 g de queso crema

140 ml de leche

120 g de azúcar

60 g de mantequilla

60 g de maicena

60 g de harina de trigo

6 yemas

6 claras

1 cucharadita de sal

esencia de limón

PREPARACIÓN

1. En una amasadora, coloca 60 g de mantequilla a temperatura ambiente con el queso crema y la leche, y mézclalos bien. Después, añade las yemas de huevo y sigue revolviendo. Agrega la sal y la esencia de limón. Cuando todos los ingredientes se hayan integrado completamente, tamiza la harina, la maicena y mezcla hasta alcanzar una textura cremosa.

2. Aparte, monta las 6 claras de huevo y, cuando comiencen a espumar, añade el azúcar poco a poco hasta formar picos ligeros con las claras (no deben quedar muy pesadas, sino ligeras). Incorpora estas claras a la mezcla anterior con 2 o 3 pasos y movimientos envolventes de abajo hacia arriba para obtener un bizcocho muy esponjoso.

3. En un molde forrado con papel para hornear, vierte la mezcla del bizcocho. Coloca ese molde en una bandeja con agua para hacer un baño María y hornea a 150 ºC durante 75 minutos.

4. Cuando haya transcurrido el tiempo necesario, deja el bizcocho dentro del horno para que se enfríe o abre un poco la puerta del horno. Es mejor no sacarlo inmediatamente, porque entonces se puede desinflar un poco, así que mejor déjalo reposar un poco antes de servir. ¡Buen provecho!